Meshuggah y The Halo Effect, las diversas aristas del metal sueco sacuden Bilbao

mesghuggah metal journal bilbao 2024 pic 1

MESHUGGAH
THE HALO EFFECT
MANTAR
Sala Santana 27, Bilbao
23 de marzo de 2024

Una gira internacional de metal de calado en pleno sábado en Bilbao suele ser sinónimo de éxito. Así se demostró anoche en el tour que comparten los suecos Meshuggah y The Halo Effect con los alemanes Mantar. Desde hace unos cuantos días se conocía que ya habían colgado el cartel de sold out (todas las entradas vendidas), por lo que se preveía una noche importante en la capital vizcaína.

Las bandas ya estuvieron presentes por las inmediaciones de la sala Santana 27 el viernes coincidiendo con el concierto que ofrecieron allí Decapitated, Incantation, Nervosa y Kassogtha. De este modo quedaba claro que iban a llegar descansados a su descarga sabatina en el mismo emplazamiento.

mantar - metal journal bilbao 2024 pic 2

MANTAR

Los encargados de abrir esta terna extrema fueron los alemanes Mantar, un curioso dúo con una trayectoria que supera el decenio en el que han diseminado un total de cinco discos. Los germanos también arrastran una afición forjada gracias a su particular propuesta. Hanno (voz y guitarra) y Erinc (batería) salieron enfrentados uno a cada lado del escenario. No disponían de más instrumentos. Cada vez es más frecuente y, por lo tanto, menos llamativo ver a bandas que prescinden del bajo.

Mantar practican un sludge metal con toques black e influencias que podrían recordar hasta los mismos Venom. Hanno juega con bajas afinaciones de una guitarra que en ocasiones se asemeja a un bajo mientras se desgañita y se zarandea sin parar de forma espasmódica, como si estuviera poseído. Erinc, por su parte, se concentra en tocar y también contribuye a la voz.

Es evidente que la propuesta de Mantar no es para todos los públicos. En Bilbao tocaron temas como; Age Of The Absurd, Egoisto, Hang ‘Em Low (So The Rats Can Get ‘Em), o la más accessible Era Borealis. Hanno acabó por el suelo en el final de una actuación que duró 40 minutos.

the halo effect - metal journal bilbao 2024 pic 1

THE HALO EFFECT

Buena parte del éxito de esta gira también recae en The Halo Effect, una banda que se presentó al público en octubre de 2021 y que cuenta con componentes con un pasado In Flames como común denominador. Al frente de esta aventura ya consolidada se sitúa el vocalista Mikael Stanne, frontman de Dark Tranquillity, quien también contribuyó en In Flames en los noventa.

Los otros cuatro componentes de The Halo Effect disponen todos de un largo historial en In Flames: los guitarristas Niclas Engelin y Jesper Strömblad, el bajista Peter Iwers y el batería Daniel Svensson. Sin embargo, en esta gira la formación original no viaja al completo. Faltan Jesper Strömblad, quien no acostumbra a salir a la carretera, y Daniel Svensson. Sus puestos los ocupan; Patrik Jensen (The Haunted, Witchery) y Anton Roos (Seventh Crystal, Vnter) respectivamente.

Al igual que el legado previo de los componentes de la banda, The Halo Effect destila death metal melódico de gran calidad. Por el momento solo disponen de un disco, Days Of The Lost (2022), y varios singles en el mercado. Su todavía corta trayectoria les otorga una posición secundaria en esta gira con apenas 40 minutos de concierto y un escenario bastante mermado.

Anoche en Bilbao realizaron un buen repaso de su único álbum con canciones como Days Of The Lost, Feel What I Believe“Aunque solo llevamos tres años, nos conocemos desde hace más de 30”, detalló Mikael Stanne al tiempo que preguntó a los fans si estaban preparados para el death metal de Gotemburgo.

Como era de prever atendiendo al currículo de los componentes de la banda, la propuesta de The Halo Effect fue muy seria, bien comandada por el carismático Stanne, que además transmite siempre muy buenas vibraciones. Interpretaron su nuevo single, Become Surrender, publicado el pasado mes de febrero, y completaron su actuación de ocho temas con Last Of Our Kind, Gateways y Shadowminds, que fue la mejor recibida en Santana 27.

Confirmaron las expectativas y dejaron ganas de volver a verlos no tan constreñidos en cuanto a espacio y tiempo. Sus planes pasan por publicar un segundo disco. Con un mayor fondo de armario musical, estaría bien que se lanzaran a encabezar su propia gira. Sus fans los estarán esperando.

mesghuggah metal journal bilbao 2024 pic 2

MESHUGGAH

La expectación era evidente antes de la salida de Meshuggah al escenario de Santana 27 e incluso los aficionados más entusiastas coreaban el nombre de la banda. Buena parte de la audiencia era más joven que los componentes de un grupo que mayoritariamente superan la cincuentena. No hay que olvidar que los orígenes de la banda de Umeå (Suecia) se remontan a plenos años ochenta, aunque su debut llegaría a comienzos de los noventa.

A Meshuggah se les ha asociado con un sinfín de estilos que van desde el groove metal, death metal progresivo, death técnico, math metal o incluso una denominación vinculada a ellos mismos: el ‘djent’. Queda claro que ellos marcan su propio camino, por el que otros han transitado después.

Anoche fue evidente que preparan su show con la misma precisión milimétrica que su música. Los miembros del grupo ocupan una primera línea en el escenario que prácticamente no abandonan durante toda su actuación. El juego de luces es espectacular sobre el fondo de la escena, pero los músicos quedan absolutamente difuminados en una neblina convirtiéndose en meras sombras o siluetas.

El sonido de Meshuggah fue espectacular, pero dependía de la ubicación donde se viese el concierto. En la parte delantera era más difícil apreciarlo en plenitud. El estilo de Meshuggah es muy peculiar y está claro que tampoco es apto para todos los públicos. Sus ritmos atronadores y contagiosos se rompen por los solos de guitarra imaginativos que sirven de contrapunto a sus canciones. Al frente la voz agresiva de Jens Kidman guiando los temas que se asientan sobre una base rítmica que percutía sin compasión.

En la primera parte del show incluyeron temas de su último disco de estudio, Immutable, publicado en 2022, y también echaron la vista atrás a uno de sus trabajos más aclamados; Nothing. Tras seis canciones realizaron un alto con una intro para sumergirse en el álbum Catch Thirtythree. Ya en la recta final saltaron a diferentes períodos de su discografía con algunos momentos álgidos en el show, como cuando interpretaron Future Breed Machine.

En total tocaron alrededor de una hora y veinte minutos de concierto, aunque descontando intros quedó en bastante menos tiempo. Sin embargo, la brutalidad desplegada por Meshuggah caló hondo entre los fans que habían agotado todas las entradas con días de antelación demostrando el predicamento que tienen los suecos entre la afición de Bilbao.

MANTAR

mantar - metal journal bilbao 2024 pic 1

THE HALO EFFECT

the halo effect - metal journal bilbao 2024 pic 5

the halo effect - metal journal bilbao 2024 pic 3

the halo effect - metal journal bilbao 2024 pic 6

the halo effect - metal journal bilbao 2024 pic 4

the halo effect - metal journal bilbao 2024 pic 2

the halo effect - metal journal bilbao 2024 pic 7

MESHUGGAH

mesghuggah metal journal bilbao 2024 pic 3

mesghuggah metal journal bilbao 2024 pic 4

mesghuggah metal journal bilbao 2024 pic 5

 

 

'); var MainContentW = 1000; var LeftBannerW = 120; var RightBannerW = 120; var LeftAdjust = 5; var RightAdjust = 5; var TopAdjust = 80; ShowAdDiv(); window.onresize=ShowAdDiv; }