Planean realizar un concierto con más de 1.000 personas que se realizarán un test rápido en Barcelona

apolo pic 1

Tal como ha publicado el diario La Vanguardia, la sala Apolo de Barcelona planea realizar una prueba piloto para buscar una salida para los conciertos en vivo con público, un sector especialmente golpeado por la pandemia del coronavirus (Covid-19). La idea es celebrar un espectáculo con más de 1.000 personas que se realizarán un test de antígenos ese mismo día para detectar si tienen coronavirus.

Todavía no se ha determinado la fecha de esta prueba, aunque la previsión es que se realice este mes de octubre. La idea es que se puedan celebrar conciertos con el público de pie y sin restricciones de aforo. Eso sí, los asistentes deberán llevar mascarillas y utilizar gel hidroalcohólico. También se quiere comprobar la eficacia de las pruebas de antígenos.

Este experimento, según La Vanguardia, cuenta con el respaldo del hospital de Can Ruti, el liderazgo de Bonaventura Clotet y Boris Revollo, y el respaldo de Primavera Sound. Los días posteriores se hará un seguimiento a los asistentes al evento para saber si se ha generado algún contagio o brote en el concierto, y así comprobar la eficacia de las pruebas de antígenos.