Judas Priest en Rock Fest Barcelona 2018

judas priest rock fest 18 - metal journal pic 1

Justo una semana después de su extraordinaria actuación en la sala Cubec de Barakaldo y tras su paso por Download Festival Madrid, Judas Priest llegaban a Rock Fest Barcelona en una posición de privilegio con la misión de tomar el testigo de Accept para cederlo posteriormente a Ozzy Osbourne.

2018 ha sido su gran año, la edición de Firepower ha sido una recarga eléctrica para toda la escena del heavy metal. Una celebración que se vio empañada cuando Glenn Tipton anunció que no podía embarcarse en la gira de presentación en plenitud. Hace años le habían diagnosticado la enfermedad de Parkinson, pero no lo hizo público hasta que finalmente se dio cuenta de que no podía tocar en directo sin comprometer a la banda. Se mantuvo como miembro de pleno derecho y fue él mismo quien sugirió que Andy Sneap, productor de Judas Priest y acreditado guitarrista (Sabbat, Hell), ocupara su puesto.

La gira de presentación de Firepower comenzó en Norteamérica en marzo. Cada vez que se ha visto con fuerzas Titpon se ha subido al escenario con sus compañeros para interpretar los bises. Las perspectivas eran buenas. Tan solo una semana antes llegó a tocar cuatro canciones por primera vez en el concierto que ofrecieron en Barakaldo, donde incluyeron una sorprendente Victim Of Changes. También salió al escenario en Madrid y Lisboa, por lo que había muchas esperanzas de verlo en Barcelona.

Arrancaron en Can Zam al ritmo de Firepower, el tema título de su nuevo disco, que enlazaron con uno de sus grandes clásicos; Grinder. La esencia de los setenta refulgió con fuerza en Sinner y The Ripper bajo el liderazgo de un Richie Faulkner que si en la anterior gira había dado un paso al frente ahora se ha convertido en el verdadero director de orquesta de la banda británica.

Rob Halford se aferraba al micrófono en la parte trasera del escenario demostrando que la condición de su voz es mucho mejor en esta gira que en las anteriores. El nuevo single Lightning Strike dio paso a uno de los grandes temas del heavy de los ochenta; Bloodstone. Haford recordó que estaban celebrando el 40 aniversario del disco Stained Class en la presentación de Saints In Hell. Una de las canciones que más marejada causó entre la audiencia fue Turbo Lover, sin duda una de las preferidas de su afición.

Andy Sneap demuestra su solvencia cubriendo las partes de Tipton y compaginándose a la perfección con Faulkner. Se pudo corroborar en las melodías dobladas de Tyrant antes de que todas las miradas se centrasen en Halford que echó el resto en Freewheel Burning. Tras la intro Guardians llegó otro de los grandes momentos del concierto con el tema nuevo Rising From Ruins, lo que demuestra la calidad de Firepower.

Rob Halford se acercó hasta la prolongación del escenario para arengar a las masas en la presentación de You’ve Got Another Thing Comin’, una de las piezas esenciales de Judas Priest que en Barcelona contó con un gran solo de Richie Faulkner. La sección rítmica de los británicos con el legendario bajista Ian Hill y con el batería Scott Travis volvió a ser esencial en el devenir del concierto de los británicos.

El rugido de la moto de Rob Halford apareciendo en plena escena de Can Zam generó una gran ovación de unos fans que estaban disfrutando sobremanera con el concierto de Judas Priest. Pocas imágenes más heavies puede haber que el cantante que define todo un género a lomos de la moto. Fue la antesala de Hell Bent For Leather«Barcelona, soy el batería, no puedo oíros», gritó Travis antes de arrancar la reconocible entrada de Painkiller, un tema que Halford cantó sentado en la moto y tumbado en las partes más exigentes.

Había llegado el momento de los bises y la expectación se había multiplicado especialmente cuando aparecieron imágenes de Glenn Tipton en las pantallas mientras tocaban Painkiller. Y Glenn no decepcionó. Allí estaba preparado para tocar Metal Gods, que sirvió de antesala a otros dos emblemas de la banda; Breaking The Law y Living After Midnight. Al igual que se había visto en Barakaldo una semana antes Glenn Tipton estuvo muy arropado por sus compañeros. Y especialmente emotivo fue cuando Rob Halford le dio un beso rubricando la importancia que tiene Tipton en esta banda.

Fue un concierto muy similar al de Barakaldo aunque en Barcelona no tuvieron tanto tiempo y faltaron temas como Night Comes Down o Victim Of Changes. Pero en un festival en el que se reunió la plana mayor del heavy metal, Judas Priest dejó muy claro que ellos están en la cima de los más grandes.

JUDAS PRIEST SETLIST

Firepower
Grinder
Sinner
The Ripper
Lightning Strike
Bloodstone
Saints In Hell
Turbo Lover
Tyrant
Freewheel Burning
Rising From Ruins
You’ve Got Another Thing Comin’
Hell Bent For Leather
Painkiller

Metal Gods
Breaking The Law
Living After Midnight

judas priest rock fest 18 - metal journal pic 3

judas priest rock fest 18 - metal journal pic 4

judas priest rock fest 18 - metal journal pic 2

judas priest rock fest 18 - metal journal pic 7

 

Comparte en tus redes sociales:

Más historias recomendadas