BERNIE MARSDEN – SHINE

bernie marsden-shine

BERNIE MARSDEN
Shine
Provogue/ Mascot

Podrán pasar mil años, pero el nombre del guitarrista británico Bernie Marsden nunca podrá disociarse de la serpiente blanca a la que tantos lazos le unen. Fue junto con Micky Moody uno de los grandes sostenes del sonido hard & bluesy de Whitesnake a finales de los setenta y comienzos de los ochenta. Un enorme apoyo para que la banda de David Coverdale despegara con tanta intensidad, aunque los ochenta fagocitaran aquel sonido primitivo de los Snakes convirtiéndolos en unas súper estrellas del hard & heavy de la era MTV, lógicamente sin Bernie Marsden a bordo.

Sin embargo, no se puede limitar la carrera del guitarrista y vocalista Bernie Marsden a Whitesnake, por mucho que marcase su camino. En los setenta ya militó en los gigantes UFO, además de otras bancas como Cozy Powell’s Hammer, Wild Turkey, Babe Ruth, Paice, Ashton & Lord … Asimismo, ha sido músico de sesión en decenas de discos, fundó las bases de la banda melódica Alaska y de una profusa carrera en solitario. En las últimas décadas ha formado parte de varias bandas y proyectos satélites de la herencia de Whitesnake: Moody/Marsden, The Snakes, Company Of Snakes o M3.

Con Shine Bernie Marsden recupera su carrera en solitario desnudando todos los secretos del blues rock y dando vida a un disco intimista grabado en los legendarios estudios Abbey Road (The Beatles). Producido por Rob Cass, ha contado con las colaboraciones de lujo del propio David Coverdale y del omnipresente Joe Bonamassa. Entre los músicos que han intervenido también hay nombres de lujo como Ian Paice (Deep Purple) o Don Airey (Ozzy Osbourne, Deep Purple…) entre otros.

La inicial Linin’ Track da una idea de por dónde camina este trabajo bifurcándose en senderos de blues y rock. La cara melódica del veterano guitarrista emerge en Wedding Day y en la pegadiza Walk Away donde destacan esos trazos guitarreros melódicos tan característicos en Bernie. Con Kinda Wish She Would recupera la herencia hard rock bluesy por la que es más reconocible mientras el blues más emotivo resurge en Ladyfriend.

La mayor sorpresa del disco es la renovada versión del Trouble de Whitesnake, en la que canta David Coverdale, y que llamará la atención por lo diferente que es respecto a la original. El rock melódico retorna con Who Do We Think We Are. Una de las joyas del disco es Bad Blood, cantada por la vocalista femenina Cherry Lee Mewis, cuajando un temazo con aroma blues y mucha intensidad.

Joe Bonamassa colabora en el tema título, Shine, sin duda uno de los más movidos de este lanzamiento marcando claramente su impronta. El contraste llega con la suave y onírica Dragonfly, que a su vez desemboca en el rock potente de You Better Run. El álbum se cierra con la bluesera Hoxie Rollin’ Time y con la instrumental NW8.

Un disco recomendable para los seguidores del legado blues rock de Bernie Marsden, todo un referente en el estilo durante las cuatro últimas décadas en Gran Bretaña.

large-bernie-marsden

more recommended stories